La fusión de Bankia y CaixaBank ha abierto un mar de dudas a los clientes de ambas entidades, especialmente a los de la primera, que desconocen en qué medida podría afectar a los productos que han contratado hasta el momento. No obstante, los usuarios de otras entidades, como ING o Sabadell, también pueden verse afectados por el nacimiento de este nuevo banco, ya que tienen el privilegio de utilizar cajeros de Bankia que pueden desaparecer en el futuro.

El banco fusionado ha decidido tentativamente mantener los acuerdos que permiten a los clientes de ING y Sabadell utilizar gratuitamente los cajeros automáticos de Bankia. Como la nueva entidad ya ha empezado a cambiar el rumbo interior y exterior y a personalizar la imagen de los cajeros, que empiezan a aparecer con el nombre y el logo de CaixaBank, los clientes deben saber que no todo el mundo mantiene estos beneficios. .

Por tanto, solo podrán realizar retiradas de efectivo en aquellos que hayan pertenecido a Bankia hasta el momento. Para identificarlo, el banco coloca adhesivos en los cajeros automáticos y cumple con el acuerdo con la Comisión Nacional del Mercado y la Competencia (CNMC), que establece que debe estar marcado ‘debidamente’ para que pueda ser fácilmente identificado por los clientes del correspondiente entidades.

Asimismo, si alguna de las oficinas de Bankia se integra en una de CaixaBank, esta última también deberá prestar el servicio y la identificación anterior aparecerá en el cajero automático.

Por otro lado, si la nueva CaixaBank decide suspender estos acuerdos con ING y Sabadell, el banco ha acordado con la CNMC mantener los plazos existentes durante 18 meses desde la decisión.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *