23 de julio de 2024

El Fiscal General impugna a los magistrados de la Corte Suprema que tienen en sus manos su continuidad

0

Nueva polémica en torno al fiscal general del estado. En otro hecho inusual, Álvaro García Ortiz retó a los magistrados del Suprema Corte el cual deberá resolver el recurso de apelación contra su designación como máximo representante del Ministerio Público.

En el incidente de retractación, al que tuvo acceso , el fiscal general confirma que los magistrados que apreciaron una «desviación de poder» en su actuación al ascender a fiscal a su antecesor en el cargo, Dolores Delgado, Fueron «manchados» para resolver la demanda interpuesta por la Asociación Profesional e Independiente de Fiscales (APIF) contra su nombramiento.

«La sentencia es, por tanto, parte medular del razonamiento de la demanda. El ejercicio del derecho de defensa nos obliga a contradecirla, y por tanto se entiende que el tribunal que la dictó no es, ni puede ser, ni puede comparecer». imparcial cuando se examinan sus propios hechos, fundamentos y conclusiones», explica el fiscal general.

La recusación se dirige contra los magistrados Pablo Lucas, Luis María Déz-Picazo, Antonio Fonseca-Herrero Raimundo y José Luis Requero. Sobre esto último, García Ortiz añade que firmó un artículo contra Delgado al día siguiente de esa sentencia. La razón en el que dijo que “basta mirar lo que ya es un tribunal constitucional y una fiscalía general del Estado conflictuados”.

«Entendemos que toda la Sala que dictó dicha sentencia (la sentencia sobre desviación de poder) quedó contaminada por ella, y que sus decisiones ellos serán condicionados por decisiones anteriores por razones de mera coherencia y no contradicción entre decisiones», afirma el fiscal general.

En el incidente, García Ortiz añade que «nuestro ordenamiento jurídico no obliga al imputado a aceptar sumisamente un juicio por magistrados que no se consideran imparciales» y añade que existe una clara falta de imparcialidad en los casos de Lucas, Déz Picazo, Fonseca-Herrero y Requero. La Sala también estuvo integrada por el magistrado progresista Celsa Pico, ya jubilado.

En el escrito, el fiscal general sostiene que «se cumplen los dos requisitos que la Jurisprudencia Constitucional, la del Tribunal Supremo o la del Tribunal Europeo de Derechos Humanos, consideran suficientes para entender que se vulnera». el principio de imparcialidad del órgano judicial».

La habitación del 61

El recurso deberá ser resuelto por la llamada Sala del 61, sala especial de la Corte Suprema cuyo nombre proviene del artículo 61 de la Ley Orgánica del Poder Judicial, que incluye su creación.

Entre sus competencias está el estudio, como dice la propia LOPJ, «de los incidentes de destitución del presidente del Tribunal Supremo o de los presidentes de Sala, o de más de dos magistrados de una Sala», como en este mismo caso. caso.

Con el presidente de la Corte Suprema, Francisco Marn CastnAl frente, la Sala de los 61 está formada por cada uno de los presidentes de las cinco salas del Tribunal Supremo y el magistrado más antiguo y moderno de cada una de ellas.

La APIF interpuso un polémico recurso administrativo en el Tribunal Supremo contra el nombramiento de García Ortiz, ya que su actuación y su «parcialidad» a favor del Gobierno demuestran que su nombramiento no se ajusta a derecho.

García Ortiz, denuncian, «se ha mostrado descaradamente partidista en su apoyo al gobierno, al tiempo que omite cualquier obligación debida a la institución, a sus fiscales y falta el respeto al Consejo Fiscal al permitirse parte de su decisión». -poderes de creación.»

Por ello consideran que «no tiene ni la disposición, ni la actitud, ni el carácter, ni la convicción para ser fiscal general del estado y no del gobierno».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *