1 de junio de 2023

Todo Noticias Online

Lo más interesante del momento

Sánchez e Iglesias acusan al PP de transfuguismo y compra de votos | España

“Sr. Casado, veo que estamos en la campaña, el mitin del miércoles”. El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, inició así su respuesta a la pregunta, en teoría sobre su valoración de un año de pandemia, que le planteó el líder opositor, Pablo Casado, durante la sesión de control del Congreso. Evidentemente, el tema se ha convertido en una cadena de culpabilidad de ‘la soberbia, incompetencia e inestabilidad’ que Casado atribuía a Sánchez y que provocó un duro contrainterrogatorio de acusaciones sobre ‘el juego de tronos’ en el que, según el líder del La política española del PP parece haberse convertido desde que la moción de censura en Murcia fracasara la semana pasada. Sánchez, y más tarde el vicepresidente Pablo Iglesias, atacó al PP por sus ‘malas artes’, ‘transfuguismo’ y ‘compra de votos’.

El líder del PP cambió el texto de su pregunta general sobre el virus para atacar al ejecutivo “por la inestabilidad política” que observaba en el país y por la mala gestión general que atribuía al gobierno. “El país se está saliendo de las manos”, dijo Casado a Sánchez, acusando al PSOE de utilizar las instituciones como “juego del trono” y como “aprendices de mago” de los gobiernos de regiones como Murcia, Madrid y Castilla y León para conspirar y cambiar. . mientras que en España van en aumento las “huelgas de hambre” o hay 100.000 muertos por la pandemia y 100.000 empresas han sido cerradas por la crisis económica provocada.

La pregunta era para el presidente, pero el líder popular aprovechó para denunciar lo que considera un legado débil del vicepresidente Iglesias: “Regreso a Vallecas en un auto oficial”. Casado fue el primero de muchos líderes políticos nacionales en nombrar la fecha del 4 de mayo, la convocatoria de las elecciones de Madrid, para pronosticar que la jornada sería ‘la primera fase de la unión de centro-derecha en España’ en torno a un PP que pretendía representar la calma. país, lejos del populismo: “El 4-M ganará la libertad en Madrid”.

El presidente Pedro Sánchez fue advertido sobre el previsible contenido real de las preguntas que le gustaría plantear a Casado y no descuidó la encrucijada dialéctica de la campaña en su respuesta: “Usted representa la continuidad en las malas artes, la falta de respeto, el transfuguismo y la corrupción, usted representa la cambio en la extrema derecha. No cambies de sede, ahórrate la mudanza, representa lo peor del PP.

“¡Ve al doctor!”

El clima previo a las elecciones del 4-M se apreció de inmediato cuando el líder de Más País, Íñigo Errejón, cuestionó al presidente si el gobierno ya estaba considerando un plan para abordar la salud mental. Se rieron de algunos de los bancos de la derecha del hemiciclo. Después de completar su discurso, un diputado dice: “¡Ve al médico!” La situación molestó a Errejón, quien fue aplaudido desde los sillones de los partidos de izquierda. Errejón, cuyo partido en Madrid estos días se ha negado a presentarse en una coalición con Unidos Podemos y Pablo Iglesias, dijo que parecen necesitar preguntas de más actualidad en estos días estrechos, “pero no de mayor trascendencia”. El presidente agradeció esta ’empatía’.

Pero el verdadero debate en el Congreso fue con 4-M. Fue recogido de inmediato por la portavoz del PP, Cuca Gamarra, con un tono y estilo que se ha dejado completamente fuera de la moderación y similar al de su antecesora interrogada, Cayetana Álvarez de Toledo, como resentía la primera vicepresidenta, Carmen Calvo. su. Gamarra volvió a utilizar la parábola de la política nacional con la serie Game of Thrones, habló de las conspiraciones, las peleas de sillón, la “traición del acuerdo durante la batalla de la oficina”, y así describió el movimiento descuidado y la conspiración descuidada que se escuchó en Murcia la semana pasada y es miércoles en pleno debate.

El tono ‘simplista’ que puso feo a Calvo para Gamarra fue el mismo que siguió el secretario general del PP, Teodoro García Egea, en su pregunta al vicepresidente segundo, Pablo Iglesias, cuando en teoría en estos 14 meses estaba interesado en su equilibrio de gestión. en tu posición. Egea acudió en primer lugar al presidente Sánchez para negar que lo ocurrido en Murcia deba calificarse de transfuguismo y que, en su opinión, ‘toda España lo llama dignidad’. El número dos del PP se mostró irónico al lamentar lo poco que había ocupado Iglesias en la vicepresidencia del gobierno: “Si hubiera querido ir a la oposición, no podría haber elegido mejor candidato, el Madrid”.

No era previsible que el vicepresidente Iglesias, a quien se considera un gran motín, considerara una respuesta más, sin enfrentamiento directo. Y no sucedió. El líder de United We Can acusa al PP de ‘comprar delegados a la ciudadanía’ y le pregunta a Egea: ‘Me pregunto si le pusiste el dinero o se lo dio a un constructor’. El diputado popular habló entonces de ‘dignidad’ y ‘principios’ y golpeó a Iglesias con sus disputas y las de su partido en los tribunales y pronosticó: ‘En el 5-M solo tendrás que sentarte en la Asamblea de Madrid’.

Iglesias cerró la sesión y este primer día de las primarias de Madrid en Madrid con un recordatorio y un homenaje a los comunistas que lucharon por devolver la democracia a España, ahora que el pueblo popular tiene el lema “comunismo o libertad” usado para polarizar aún más más el debates y elección por la Comunidad de Madrid: “Hablan de comunismo o de libertad, y en España los comunistas arriesgaron la vida y la libertad para hacer realidad la democracia mientras se formaba el PP de nueve ministros de la dictadura. No se llega a las suelas de los zapatos de los comunistas españoles ”.