4 de febrero de 2023

Todo Noticias Online

Lo más interesante del momento

El PSOE confía en que la marcha de Iglesias facilitará la convivencia en la coalición España

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el vicepresidente segundo, Pablo Iglesias, el 2 de marzo.
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el vicepresidente segundo, Pablo Iglesias, el 2 de marzo.MONCLOA

La salida de Pablo Iglesias del gobierno está bien asentada en el sector socialista del Ejecutivo. Todo son buenas palabras en la primera hora. La situación de tensiones internas entre los dos sectores de la coalición se ha complicado mucho en las últimas semanas. Desde Navidad no ha habido ni maitines, el encuentro que todos los lunes reunían Sánchez, Iglesias y su núcleo duro. El presidente lleva semanas posponiendo un encuentro en solitario con Iglesias en el que tuvieron que ajustar la tensión en varios ámbitos. Cada semana se anunciaba y cada semana se retrasaba. El malestar era innegable, aunque ambos sectores insistieron en que la coalición no se iba a quebrar y que el 2021 no sería el año de las elecciones generales. Con la salida inesperada de Iglesias, forzada por la catarata de decisiones que arrancó la moción de censura en Murcia, los socialistas creen que la convivencia será más fácil. Yolanda Díaz será ahora -cuando Iglesias lo deje, dentro de un mes, cuando comience la campaña electoral de Madrid- será la máxima representante de Unidos Podemos en el ejecutivo y como tal tendrá que negociar las decisiones más relevantes. Este martes, Sánchez e Iglesias se reunieron y acordaron los cambios de gobierno, según La Moncloa, si no terminan algunos detalles.

La reunión fue corta, según La Moncloa, y ‘ambos creen’ que hay acuerdo sobre los cambios, que según la propuesta de Iglesias marca la llegada de la actual ministra de Trabajo y Economía Social, Yolanda Díaz, tras la segunda vicepresidencia . Sin embargo, el comunicado dijo que todavía hay una «falta» de «detalles basados ​​en el acuerdo de coalición» entre PSOE y United We Can. La portavoz del gobierno, María Jesús Montero, incidió en la cordialidad del encuentro, pero no determinó la configuración de la nueva gestión. ‘A medida que esta situación se acerca a tiempo, le corresponde a él, el primer ministro, anunciar cuáles son los cambios. La intención del vicepresidente segundo era dejar el gobierno cuando se acerque la campaña electoral hacia el 20 de abril ”, explicó Montero en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros.

Las tensiones con Díaz aún no han sido bajas, especialmente con Nadia Calviño, vicepresidenta tercera – ahora la ministra de Trabajo será la segunda, aunque todo indica que la ministra de Economía seguirá liderando la política económica y la comisión delegada de asuntos económicos pero es un tema conflictivo que Sánchez tendrá que resolver, pero esta militante comunista se ha caracterizado en los últimos meses por su capacidad para llegar a acuerdos. Hasta siete firmados con empresarios y sindicatos. Díaz se ganó la reputación de dura negociadora, en la clásica tradición comunista y sindical —procede de una familia histórica de los representantes de Ferrol— pero con capacidad para llegar a acuerdos. Y los socialistas valoran como una ventaja negociar las decisiones que vienen ahora, algunas muy difíciles en política económica: pensiones, reforma laboral, ayudas a las empresas, ERTE, salario mínimo, impuestos.

El ambiente en el Consejo de Ministros, según varios de sus integrantes, fue un ejemplo de cómo se produjo la bomba informativa del lunes. Todas fueron buenas palabras para el ministro Díaz. Sánchez ya la había dado la bienvenida a la segunda vicepresidencia, diciendo que tenía la mejor opinión de ella. Ahora tendremos que ver cómo funciona la coalición con Iglesias afuera, pero aún al frente de Unidos Podemos, hasta que le dé paso a Díaz. Los socialistas son rivales electorales de Iglesias, y siempre hay tensión entre los dos sectores, pero en el corazón de Sánchez tienen muy claro que hay muchos votantes de Unidos Podemos que nunca apoyarán al PSOE. Es decir, como se vio en noviembre de 2019, un declive en United We Can no implica un ascenso de los socialistas. Por eso, es muy importante para ellos que el grupo Iglesias conserve su espacio lo máximo posible y no se hunda del todo, porque si eso sucede, lo más probable es que se sume el bloque de derecha y Sánchez no podrá hacerlo. gobernar mucho crecimiento.

La portavoz del PSOE, Adriana Lastra, elogió la actitud de Iglesias en el Congreso. «Se puso al servicio de su partido», enfatiza. «Necesitamos saber dónde está el oponente, entre los depredadores del público», agregó, en referencia a las elecciones del 4 de mayo en la Comunidad de Madrid. En este sentido, los socialistas también consideran una buena noticia que Iglesias se haya movido para ahorrar espacio en Madrid y de paso apunte a Díaz, con buena valoración en todas las encuestas, como futuro candidato.