9 de febrero de 2023

Todo Noticias Online

Lo más interesante del momento

El sector turístico exige a la Generalitat un calendario para reabrir Cataluña en verano

El descargo autonómico que entrará en vigor mañana en Cataluña ha cambiado radicalmente las expectativas turísticas, pero el sector advierte que la aparente improvisación con la que ha actuado ahora la Generalitat no está sirviendo para el verano. A la Costa Brava, los líderes hoteleros exigen que el gobierno les dé un calendario de reapertura para planificar lo más destacado de la temporada. En la Costa Dorada, hasta ahora hay poca demanda de diálogo. El sector advierte que hay que prever la adecuada organización de los equipos de trabajo y la reapertura de instalaciones.

Los representantes del sector en las cuatro provincias solo pudieron reunirse con la consejera Tremosa. El Vicepresidente y Consejero Vergés no nos hace caso ”, criticó Francesc Pintado, presidente de la Asociación de Empresarios Hoteleros de Tarragona (AEHT). “Llevamos muchos meses pidiendo la apertura de la movilidad y el gobierno no nos ha dicho por qué ataca específicamente a la hostelería en Cataluña. «Éramos el objetivo del gobierno, mientras que otras comunidades mantenían abierta la industria hotelera y sus tarifas no eran peores que las nuestras», dijo. Joan Antón, presidente de la Asociación de Campings de la Costa Dorada y Terres de l’Ebre, advierte que hay una «travesía del desierto» después de Semana Santa.

Sin embargo, la falta de confinamiento en la región ha cambiado repentinamente las expectativas. En la Costa Brava se esperaba una Semana Santa muerta si continuaban las restricciones perimetrales, y ahora se valora positivamente el restablecimiento de la movilidad. El sector es optimista, aunque expectante. La misma lectura se realiza en la Costa Daurada. «Al menos puede haber mercado ahora», dijo Xavier Guardià, portavoz de la Federación Empresarial de Hostelería y Turismo de Tarragona (FEHT). “Era fundamental abrir la movilidad para activar la demanda y levantar persianas”, reflexiona Pintado (AEHT). De las 130 empresas hoteleras controladas por la asociación en la región de Tarragona, solo una treintena están abiertas en la actualidad. «Y la ocupación no supera el 20%, es catastrófica», lamenta Pintado. Se da por sentado que el cambio regulatorio que entrará en vigor mañana provocará una reactivación. «No tengo ninguna duda, porque todos tenemos que movernos, pero es difícil hacer predicciones sobre cuánto alojamiento se abrirá, porque todo dependerá de la cantidad de demanda», razonó Pintado. Los alojamientos en la zona de Tarragona de momento no pueden contar con el número de visitantes que atrae Port Aventura. La inauguración del parque estaba prevista para el 27 de marzo, pero no fue aprobada por la Generalitat.

Mantener el perímetro de las comunidades significa que no se puede confiar en la Costa Dorada para atraer a un público que históricamente ha sido muy fiel: vasco y aragoneso. Pese a ello, las expectativas son prometedoras: ‘Es importante poder contar con el visitante en Barcelona. Sin embargo, los líderes hoteleros de la Costa Brava sur, cuyo cliente es un 80% internacional, creen que la medida es ‘inadecuada’.

«No sabemos que va a pasar»

Guardià destaca que no todas las empresas miran el horizonte con los mismos ojos. ‘Es más fácil para los hoteles más pequeños abrir, pero lo que van a hacer las grandes cadenas para limitar el gasto es concentrar toda la oferta en un hotel y mantener el otro cerrado, porque después de Semana Santa ya casi se juntan. Dos meses: abril y May son vagos ”, apunta. «Además, no sabemos qué va a pasar, podría ser que vuelvan a cerrar por regiones».

Desde la Federación de Hostelería de Girona, que agrupa 904 hoteles y 84.000 plazas, afirman que “la apertura local es positiva, sobre todo para los pequeños hoteles en zonas con un cliente predominantemente local, pero necesitamos turistas españoles e internacionales”. El presidente del Gremio de Hostelería de Lloret de Mar, Enric Dotras, se muestra cauto: «Es más de lo que teníamos, pero claramente insuficiente». Desde localidades como Lloret, Blanes o Tossa de Mar exigen que ‘los vacunados, ciudadanos y extranjeros, puedan viajar’, dice Dotras. En estas poblaciones con grandes hoteles, será difícil que muchas empresas se decidan a abrir.

La incertidumbre no afecta a todos por igual y el portavoz de la Federación Empresarial de Hostelería y Turismo de Tarragona prevé que ‘se abrirán apartamentos y campings en gran número’. Según una encuesta de la Asociación de Campings de la Costa Dorada y Terres de l’Ebre, el 70% de los campings prevé abrir Semana Santa. En la Costa Brava se fomenta la reserva y cada día hay nuevos anuncios de quien “se atreverá” a abrir. Quienes dudan son quienes dependen principalmente del cliente extranjero. “Prefieren ampliar el ERTO y no abrirlo en este momento, porque un camping es como un barco, empieza a costar mucho, y si se vacía después de Semana Santa, mal”, dice Antón, quien reconoce que los campings han sufrido el menor daño entre el sector turístico: “Nuestra oferta está relacionada con la amplitud, la naturaleza y los espacios abiertos. Afortunadamente, hemos trabajado para que haya hoteles cerrados desde octubre de 2019 ”.

La Asociación Turística de Apartamentos Costa Brava-Pirineu de Girona (ATA) explica que empezaron con charlas con los clientes en Barcelona. La vicepresidenta de la ATA, Esther Torrent, recuerda que ‘en la Costa Brava hay mucho turismo desde Barcelona y sus alrededores’, pero cree que ‘es muy importante que se acelere la vacunación en España.